Single Blog Title

This is a single blog caption

Entrevista realizada por Arturo Blay en la Cadena SER sobre cómo gestionar nuestro tiempo.

Entrevista realizada por Arturo Blay en la Cadena SER sobre cómo gestionar nuestro tiempo.

Agustín, en tu último libro, Lidérate, desarrollas el Método FASE, ¿para qué nos va a servir? 

El Método FASE nos sirve para algo que fundamental, si reflexionamos, echamos en falta una metodología para poder asignar nuestro tiempo a lo realmente importante y tener mecanismos para no perder tiempo. En definitiva para organizaros mejor en nuestra vida profesional y personal.

 

¿Este libro está pensado para altos directivos, ejecutivos, empresarios, autónomos o para todo el mundo?

Por fortuna, para todo el mundo. Como se ve en los testimoniales del libro, he tenido la suerte de poder aplicar esta metodología desde cocineros con tres estrellas Michelin como Quique Dacosta a directivos de empresa y un público muy agradecido, que son las madres de niños pequeños que además trabajan, tienen que liderar en doble medida: una casa y en el trabajo. Todos tenemos objetivos que queremos cumplir y todos caemos en la trampa de decir que no tenemos tiempo. No hay que trabajar más horas, sino hay que trabajar mejor.

 

Todo esto tiene unas claves, métodos, ¿leyendo Lidérate sabremos hacerlo?

Sí, de hecho empecé a escribirlo cuando comprobé que la metodología funcionaba con clientes míos, empresarios y directivos. Además soy consciente de que hay gente que a través de este manual puede seguir paso a paso esta metodología. Lo primero y fundamental es saber que no gestionamos tiempo, gestionamos energía. Porque cuando cae tu energía tus horas de trabajo son menos productivas, por ello hay que mantener un nivel de energía óptimo durante el día para rendir en el trabajo. Debemos cuidar la energía física durmiendo bien, alimentándonos correctamente y haciendo deporte.

 

Cuando tenemos la energía suficiente, hay personas muy organizadas y personas caóticas, ¿cómo lo manejamos?

Aquí hay dos cosas muy importantes: eficiencia y eficacia. Eficiencia es la capacidad de no perder el tiempo. Algo que nos ocurre cuando consultamos el mail cada dos minutos, vamos a reuniones improductivas, miramos el WhatsApp de manera compulsiva, somos demasiado perfeccionistas…todo esto supone pérdida de tiempo, ese clásico lamento de “si tuviera una hora más”. Haciendo un plan para quitar robatiempos y malos hábitos, recuperaremos ese tiempo que puede llegar a ser de hasta dos horas. Eficacia, es la capacidad de dedicarnos a lo realmente importante. Para alcanzar la eficacia, debemos tener por escrito a principio de cada mes los objetivos prioritarios, es fundamental tenerlos por escrito, porque si lo hacemos desde la mente no podemos.

 

Para organizarnos y ser más productivos ¿Propones apagar los móviles? ¿Utilizar el ordenador solamente con la tarea que estás realizando?

Para ser estricto hay que poner el teléfono en modo avión y a distancia y tener la tranquilidad de que en 45 minutos no se va a acabar el mundo, porque sino no podríamos coger un avión. Y además el ordenador hay que eliminar o capar los avisos de los mails, porque nos hacen estar pendiente y perdemos la concentración, recomiendo quitarnos el wifi un rato.

 

Cuando toca la reunión de la empresa, de grupos, interdepartamentales, pero no siempre se hacen bien ni son tan productivas. ¿Cuándo son buenas y cuándo no?

Precisamente estoy trabajando con un cliente de Barcelona en un proyecto sobre esto. La primera idea es “¿faltan o sobran reuniones?”. Nos encontramos las dos casuísticas, empresas que apenas se reúnen y otras que probablemente sobran. La segunda idea a nivel individual es “a las reuniones que me convocan, ¿debo ir o no?”. Esto debe estar reflexionado y defendido, poder decirle a tu director “creo que a esta reunión no debo ir porque no afecta a mi trabajo”. Para ello hay que legitimar tu respuesta. Y cuando tenemos claro eso, hay que establecer una metodología de las reuniones, desde cumplir el horario como que haya un líder en la reunión que marque los temas y otra persona que tome nota sobre lo que se habla. Y la tercera situación, que he descubierto en algunas organizaciones, es frente a los egos y los planteamientos individualistas debemos crear cultura de equipo y pensar en el bien del grupo.

Si quieres oír la entrevista entera pincha aquí: Entrevista cadena Ser

Dejar un comentario